Vinos de El Hierro

Historia de los vinos de El Hierro

Este territorio cuenta con una vieja¬†tradici√≥n¬†vitivin√≠cola. Seg√ļn algunos¬†historiadores, el cultivo de la vid comenz√≥ en el a√Īo 1562, de mano del ingl√©s John Hill, aunque este dato parece ser discutible ya que la isla del Hierro fue conquistada en los primeros a√Īos del siglo XV y por consecuencia debi√≥ ser entonces cuando comenzase la¬†elaboraci√≥n¬†del vino, si bien se piensa que estos vinos, la mayor√≠a destilados en aguardiente, iban destinados al autoabastecimiento y posteriormente a su exportaci√≥n a Tenerife, Cuba y Venezuela.

Ya en 1883 exist√≠a un aguardiente con destino Cuba, cuya exportaci√≥n continu√≥ hasta que la azucarera antillana comenz√≥ a destilar ron, expulsando del mercado al aguardiente del Hierro. Actualmente la destilaci√≥n es un reducto sin ninguna importancia comercial en la isla. La¬†Denominaci√≥n de Origen¬†El Hierro se fund√≥ en 1994 con solo 2 bodegas, habiendo aumentado su n√ļmero hasta 7 en 2003.

Al igual que sucede en el resto del territorio¬†canario, la¬†plaga¬†de filoxera no afect√≥ a sus vi√Īedos por lo que han sobrevivido variedades como Verijadiego y Bremajuelo sin necesidad de injerto, manteniendo toda su riqueza varietal.

Esta D.O. cuenta con aproximadamente 200 hect√°reas de vi√Īedos en los que se elaboran, sobre todo, vinos blancos, en su mayor√≠a para su consumo como vinos j√≥venes frescos. La comercializaci√≥n de sus vinos tintos y rosados se limita al √°mbito regional.

Climatología y suelo de la Isla de El Hierro

En cuanto al¬†clima¬†destaca lo templado de sus temperaturas, las largas horas de luz solar y los vientos mar√≠timos, factores todos que afectan al cultivo de la vid. Las lluvias son escasas en las zonas bajas y algo m√°s abundantes en la zona monta√Īosa. Los vientos alisios, vientos h√ļmedos del verano, soplan en el noroeste y traen consigo una considerable condensaci√≥n de humedad en los vi√Īedos de Echedo.

En verano, las temperaturas rara vez alcanzan los 28¬ļ, manteni√©ndose las mismas durante el invierno, cuando aumenta la humedad del aire.

En cuanto al¬†suelo, se trata de suelos poco f√©rtiles de todo tipo, desde arcilla, caliza, marga o arena hasta ceniza volc√°nica. Son suelos muy porosos que impiden la formaci√≥n de arroyos y manantiales. En estos suelos los vi√Īedos han encontrado desde los primeros tiempos de la conquista hispana un excelente acomodo.

Los vi√Īedos se encuentran en altitudes que oscilan entre los 200 y 700 m, en terrenos muy abruptos, de pendientes pronunciadas; en otras zonas el terreno est√° cubierto de una capa de lapillo (pic√≥n) que lo protege de la evaporaci√≥n y absorbe la humedad nocturna. La extensi√≥n m√°s amplia de vi√Īedos se encuentra en la zona del Golfo, al noroeste del municipio de Frontera.

Variedades de uva y vinos

  • Variedades blancas.

    Albillo, Bastardo blanco(baboso blanco), Bermejuela(Bremajuelo),Breval, Burrablanca, Gual, Forastera Blanca, Listán blanco, Malvasía, moscatel, Pedro Ximénez, Torrontés, Verdello y Vijariego.

    La principal de estas¬†variedades¬†es la Vijariego, seguida de List√°n blanco. Con ellas se elaboran¬†vinos blancos¬†con cuerpo, nervio y personalidad, con una graduaci√≥n alcoh√≥lica de 13,5¬ļ y distingui√©ndose entre ellos los vinos secos,los vinos semisecos, los vinos semidulces, y una m√≠nima parte de¬†vinos dulces.

    Los vinos rosados son frescos y afrutados, de gran consistencia y matices anaranjados.
  • Variedades tintas.

    Bastardo negro (Baboso negro), Listán negro (Negramuelle), Malvasía rosada, Negramoll(Mulata), Tintilla y Vijariego negro.

    La principal de estas variedades es la Bastardo negro junto con la List√°n negro, con las que se elaboran vinos tintos de intensa coloraci√≥n, robustos, de potencia y calidez en boca. Algunos vinos tintos son envejecidos en barricas de madera de roble cuya producci√≥n va en aumento debido a la demanda del consumidor. Los¬†vinos tintos¬†presentan una graduaci√≥n alcoh√≥lica m√≠nima de 12¬į.

Los vinos blancos de El Hierro deben servirse un punto más fríos que los peninsulares. Las condiciones de humedad y calidez de esta isla así lo exije. A menos que lo degustemos en la península (cosa harto improbable dado que la distribución de estos vinos es muy escasa.

Vemos las uvas:

  • List√°n blanco. Proporciona unos vinos de curiosos matices entre uva madura y hierbas de monte. Ofrece un toque bals√°mico, sobre todo se ha sido cultivada en terrenos dif√≠ciles y secos.
  • Vijariego. Es una cepa vigorosa, de elevada productividad y resistente a las enfermedades. Sus vinos son frescos y afrutados, de color amarillo pajizo.
  • Moscatel. Tambi√©n conocida como Gorda, Muscat, Samanna y Saralamanna. Se supone que procede de Alejandr√≠a. Sus racimos son grandes y poco compactos, poco resistentes al oidio. Se usa para la elaboraci√≥n de vino de mesa, vino dulce, mistela y vino blanco seco. Los vinos son muy arom√°ticos y frescos.
  • Pedro Xim√©nez. Se supone que fue Pero Xim√©n, soldado de los tercios de Flandes quien la trajo desde el valle del Rin, a donde hab√≠a llegado desde las islas de Madeira y a √©stas desde Grecia. Se trata de una vid de tronco robusto, hojas de tama√Īo medio-grande, de color verde fuerte mate y de uvas de piel fina y pulpa blanca.
  • Bastardo negro. Es una variedad muy escasa y resistente a las enfermedades. Sus racimos son de peque√Īo tama√Īo y compactos. Proporciona vinos √°cidos, de elevada graduaci√≥n alcoh√≥lica y arom√°ticos.
  • List√°n negro. Son cepas robustas y de elevada productividad. Sus racimos son medianos y compactos. Sus vinos son tintos j√≥venes y frescos. En nariz, son muy arom√°ticos y frutosos. Produce buenos vinos, tanto j√≥venes como crianzas.
  • Negramoll.> Es una uva tinta de alta productividad. Sus racimos son medianos y compactos. Sus vinos son suaves, frescos y arom√°ticos.
  • Tintilla. Es una planta robusta, procedente de La Rioja. Es de brotaci√≥n tard√≠a y baja productividad. Sus vinos presentan un potente aroma y gran longevidad. Son de color rojo, suaves y √°cidos.

El maridaje de los vinos del El Hierro

En cuanto al¬†maridaje, resulta f√°cil v√©rselas con un buen blanco de El Hierro y unas ¬ępapas arrug√°s¬Ľ con mojo palmero o un buen queso canari√≥n con un tinto bien resuelto. Todo ello en un incomparable marco paradisiaco.

Los abundantes pescados de las Islas Canarias facilitan un buen maridaje de vinos blancos. También el marisco nos ayuda a refrescar los blancos de esta tierra.

En estas latitudes privilegiadas, una copa de vino tinto con un pedazo de queso majorero suponen mucho m√°s que una merienda antigua, resultan un placer ancestral que nos han legado los antiguos pobladores de estas entra√Īables islas.

Las mejores a√Īadas de los vinos de El Hierro.

Las¬†a√Īadas¬†correspondientes a 1999, 2000 y 2004 han sido calificadas como ¬ęmuy buenas¬Ľ por el Consejo Superior de las Denominaciones de Origen.

Las localidades del vino de El Hierro

Vamos a adentrarnos ahora en algunas de las localidades que conforman esta denominación de origen, para mostrarles algunos de los rincones, parajes, monumentos que pueden ofrecer al viajero, sin olvidar su gastronomía y , como no, sus vinos.

  • Tamaduste. Muy cercano a esta localidad, se encuentra el afamado Parador de Turismo, en el que la afluencia de clientes es continua durante cualquier estaci√≥n. Una aut√©ntica explosi√≥n de naturaleza nos ofrece el espacio natural Riscos de las Playas, desde cuyo mirador podemos contemplar una buena parte de la isla. Tambi√©n son curiosos de ver sus pagos que constituyen buena muestra de la arquitectura popular. Se ubican aqu√≠ algunas bodegas que pueden ser visitadas y en la que nos muestran todo el proceso de elaboraci√≥n de sus vinos. Tras la visita, y para reponer fuerzas, nada mejor que parar en uno de sus pocos pero estupendos restaurantes, en los que nos deleitar√°n con lo mejor de la gastrom√≠a local, acompa√Īada siempre de un buen vino.
  • Frontera. Lo m√°s destacable de esta peque√Īa localidad son los parajes naturales que nos ofrece. Impresionantes perspectivas se obtienen desde los miradores de Jinama, La Pe√Īa o de Bascos, situados sobre el golfo. Algunos bares y tabernas salpican sus calles para ofrecernos su cocina t√≠pica y los vinos de la tierra.
  • Sabinosa. Es este un pintoresco pueblo, de antigua tradici√≥n vitivin√≠cola. En sus bares se pueden catar vinos blancos y tintos de agricultura ecol√≥gica, as√≠ como el generoso vino de veta. Se conservan a√ļn los antiguos embarcadero y aduana desde donde sal√≠an los vinos hacia Francia y otros lugares. Tambi√©n se encuentra en este t√©rmino municipal el Parque Natural de El Hierro, con el impresionante Lajial y uno de los m√°s espectaculares bosques del archipi√©lago: El Pinar. Es muy recomendable tambi√©n la visita al santuario de la Virgen de los Reyes, del siglo XVIII, as√≠ como a la iglesia parroquial de Nuestra Se√Īora de Candelaria, de 1929. Algunas bodegas elaboradoras de los vinos de esta denominaci√≥n de origen se encuentran asentadas en esta tierra, pudiendo ser visitadas por los amantes del buen vino.

Muy importante

Cuando nos referimos a notas de cata lo hacemos en referencia a vinos muy bien criados y afinados. Vinos que han superado todas las pruebas y que han demostrado estar a la altura de los consumidores más exigentes.

En todas las Denominaciones de Origen hay vinos muy comerciales, vinos baratos que no se ajustan a una cata ciega. Por esa razón los descartamos.

Si usted desea someter a la cata de nuestros sumilliers un vino de su bodega o un vino de su preferencia sólo tiene que hacérnoslo saber poniéndose en contacto con nosotros.

Pero debe saber que nuestros sumilliers obrar√°n con justeza y es posible que no le guste lo que le digan del vino de su bodega o de su vino favorito.

Esperamos que entiendan que seamos tan estrictos. Todo ello redundar√° en beneficio de todos los amantes del vino.

Jaime Garrido
√öltimas entradas de Jaime Garrido (ver todo)

Deja un comentario